Lumbociática (Caso Clínico)

Hombre de 55 años (taxista)

  • Fecha: Octubre de 2017
  • Desde hace 1 mes tiene dolor lumbar irradiado a través de su pierna izquierda hasta el pie.

HISTORIA:

  • Todo comenzó cuando intentó enderezarse tras ponerse sus zapatos por la mañana; el dolor fue tan intenso que tuvieron que llevarle a urgencias del Hospital, donde le hacen radiografía (disminución del espacio entre L4-L5-S1) y le inyectan corticoide intramuscular y nolotil intravenoso.
  • La primera semana apenas pudo salir de la cama y estuvo con medicación analgésica y antiinflamatoria.
  • La segunda semana comenzó a caminar 15 minutos máximo en la calle, pero con ayuda de un bastón por dolor en gemelo izquierdo.
  • La tercera semana acude a Davida,  con postura de inclinación de tronco derecha por dolor; el paciente manifiesta que cuando se mantiene sentado o de pie más de 1 hora el dolor se incremente; en una primera exploración se determina mediante diferentes test que el nervio ciático está pinzado en su raíz; en ese momento presentaba una movilidad lumbar reducida en todos los ejes, especialmente en extensión y lateroflexión izquierda por dolor en pierna.

SESIONES:

  • La primera sesión se decide movilizar columna lumbar y dorsal baja sin dolor, se añade aplicación de corrientes analgésicas y se enseña al paciente ejercicio domiciliario para movilizar nervio ciático.
  • En la segunda sesión, 3 días después, el paciente mantiene dolor en mismas zonas y posturas, pero ha ganado algo de movilidad de columna lumbar; se sigue movilizando la zona de forma suave e indolora y se añade tratamiento de puntos gatillo en piramidal y glúteo medio mediante punción seca.
  • En la tercera sesión, 3 días después de la segunda, el paciente acude al centro sin bastón ya que consigue caminar con mucho menos dolor en su gemelo; en la exploración presenta una movilidad prácticamente completa de columna lumbar, siendo los test para atrapamiento de nervio negativos; se decide continuar con el mismo tratamiento durante 2 sesiones más.
  • En la quinta sesión, 1 semana después de la tercera el paciente se encuentra asintomático; puede caminar con normalidad y mantener posturas sin aparición de síntomas; se enseñan ejercicios de fortalecimiento de musculatura abdominal y se recomiendan estiramientos diarios.

ACTUALIDAD:
En la actualidad, el paciente acude de forma preventiva 1 vez al mes para descarga de espalda.

Acerca del Autor : daVIDA Admin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
1
×
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarle?

COMIENZA A ESCRIBIR Y PRESIONA INTRO PARA BUSCAR